El Ayuntamiento de Colmenar Viejo ¡No presentó alegaciones contra la Planta de Residuos del Vertedero! pese haberlo publicado en prensa

Continúa la estrategia del Partido Popular de engaño masivo a los vecinos, encabezan la manifestación contra el Vertedero, pero se ponen de perfil para no incomodar al PP Regional.

 

La Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio de la Comunidad de Madrid, mediante Resolución de 9 de marzo de 2018 (publicada en el BOCM 13 de marzo de 2018) sometió al trámite de información pública el Estudio Ambiental Estratégico y la versión inicial de la Estrategia de Gestión Sostenible de los Residuos de la Comunidad de Madrid.

El Gobierno municipal del PP del Ayuntamiento de Colmenar Viejo anunció mediante nota de prensa de fecha 21 de marzo de 2018 que se presentarían alegaciones a la citada Estrategia de Residuos, y que todos los grupos municipales irían de la mano para conseguir que la Comunidad de Madrid atendiera las propuestas del Ayuntamiento y, en especial el firme empeño de clausurar el actual vertedero y que la nueva planta de tratamiento de residuos que lo sustituiría se instale en otra ubicación.

El Gobierno regional del PP en la Comunidad de Madrid aprobó en el mes de diciembre de 2018 la Estrategia de Gestión Sostenible de los Residuos, en cuyo documento publicado en la web del Gobierno Regional se pueden localizar las alegaciones presentadas por los Grupos municipales de la Corporación (G Colmenar, PSOE, Ciudadanos y UPyD) y la respuesta a las mismas del Ejecutivo regional, pero no aparecen alegaciones del Ayuntamiento de Colmenar Viejo o del Grupo Municipal Popular.

Ante esta discordancia el Grupo Municipal Socialista inquirió varias veces en la Comisión de Urbanismo y Medio Ambiente que se le entregaran las alegaciones presentadas a la Estrategia, todo ello de forma infructuosa. Finalmente, y tras una pregunta escrita formulada en el Pleno ordinario de Febrero de 2019, el Alcalde popular (D. Jorge García) reconoció que el Ayuntamiento de Colmenar Viejo no había presentado alegaciones a la Estrategia mencionada en el periodo de información pública, ya que los técnicos municipales habían considerado que se habían corregido aquellas cuestiones del documento inicial que perjudicaban a este municipio, tal y como se puede constatar en la respuesta que consta en el video del indicado pleno municipal.

Desde el Grupo municipal socialista creemos que el Alcalde del PP miente de forma descarada ya que como se puede apreciar de la lectura de la nota de prensa emitida por la Corporación ninguna de las cuestiones en ella planteadas han sido objeto de modificación por el documento de la Estrategia de Residuos finalmente aprobado, además de ampararse tras los técnicos municipales cuyos informes utiliza para justificar una decisión política de no enfrentamiento al Gobierno Regional del PP, y sí en contra de los intereses de los vecinos y vecinas de nuestro municipio. Además, esta actuación del Gobierno municipal, que se jactaba de actuar al unísono con toda la Corporación Municipal, jamás fue trasladada a este Grupo Municipal Socialista y entendemos que tampoco al resto de Grupos Municipales, quebrando el principio de unidad de acción en el que hemos confluido para conseguir el cierre del vertedero de RSU ubicado en nuestro municipio y que tantos perjuicios y problemas ocasiona a nuestros vecinos y vecinas.

El único cambio sustancial entre el documento inicial de la Estrategia y el documento aprobado finalmente es que se elimina la posibilidad de “valorizar energéticamente los RSU” (es decir, su incineración) y la generación de instalaciones para este medio de tratamiento de los RSU. Por lo demás todo sigue igual en el documento definitivo, remitiéndonos a la mencionada nota de prensa del Ayuntamiento de Colmenar Viejo que justificaba el anuncio de la presentación de alegaciones:

  • Primero. -No se fija de forma clara la fecha de cierre del actual macro vertedero ubicado en nuestra localidad, y en el que depositan sus RSU 77 municipios del norte de la Comunidad de Madrid. En este sentido, cabe recordar que la Mancomunidad del Noroeste muy al contrario ha acordado acometer una nueva ampliación con otra fase del mismo al estar prevista la colmatación del actual vaso en el año 2020.
  • Segundo. -No se ha modificado el control que la Estrategia fija sobre el funcionamiento de las mancomunidades que gestionan los vertederos y plantas de tratamientos de residuos, las cuales según afirmaba el consistorio colmenareño deberían ser totalmente autónomas y estar reguladas de forma independiente para desempeñar con garantías sus funciones.
  • Tercero. -No se establece una ubicación distinta para el Complejo Medioambiental de tratamiento de residuos que contempla la Estrategia, en cuya posición persevera la Mancomunidad al acometer una ampliación del actual macro vertedero.

En definitiva, nada de lo que pretendía el Gobierno municipal del PP en la nota de prensa de 21 de marzo de 2018 se recoge en el documento de la Estrategia de Residuos de la Comunidad de Madrid, por lo que tenemos que preguntarnos si el Gobierno colmenareño del PP, al igual que el dios Jano de la mitología romana, presenta dos caras: una sumisa y complaciente en sus relaciones con sus “mayores” regionales y otra más reivindicativa e intransigente frente al claro movimiento vecinal de oposición al macro vertedero y a sus posibles ampliaciones.

Indicar que la citada nota de prensa, salvo que fuese parte de una orquestada operación de desinformación a los vecinos y vecinas del municipio, sería una clara muestra del desgobierno, improvisación y desorganización del que venimos “disfrutando” en Colmenar Viejo en los últimos años y especialmente desde que lo preside D. Jorge García, que como el aprendiz de brujo de la película de Fantasía de Walt Disney nos obliga a padecer su falta de pericia en la gestión municipal y sume en el caos más absoluto a nuestro municipio mintiendo conscientemente y ocultando sus acciones lesivas para los intereses de Colmenar Viejo. Su evolución en los últimos tiempos parece confirmar la frase de “ni una mala palabra, ni una buena acción”